href="http://bit.ly/SaraHebeBol/>

Nuggets de tofu con salsa agridulce

Foto: Imagen referencial | Pixabay

Si hay alguien que intenta convencerte de que tu vicio favorito no puede tener una versión sin carne, aquí venimos a demostrarte lo contrario. Alistate para comer los mejores nuggets de tu vida.

Hay casi una decena de historias alrededor del posible origen del tofu. Una de las más extendidas y entretenidas tiene que ver con la búsqueda de una píldora para la inmortalidad. Un «error» en ese proceso pudo haber sido el origen de uno de los alimentos centrales de buena parte de la gastronomía oriental.

Como China parece ser el territorio indiscutido del tofu, decidimos acompañar esta receta con música de un clásico de Wong Kar Wai en el que la comida, sus vapores y olores, tiene un protagonismo inusitado.

Debajo de esta playlist encuentras la receta para tus nuggets de tofu, una combinación de sabores y culturas tan enrevesado como las referencias musicales del cineasta chino.

Nuggets de tofu con salsa agridulce

Porciones: 2 personas
Tiempo de elaboración: 20 minutos
Dificultad: Medio
Imprimí la receta

Ingredientes:

  • 250 gramos de tofu
  • 1/2 taza de maicena
  • 2 dientes de ajo
  • Salsa soya
  • Pasta de tomate o ketchup (50 grs. aprox)
  • 1 cuchara de miel
  • Medio limón
  • Ají en polvo o en pasta
  • Semillas de ajonjolí o sésamo
  • Cebollín picado
  • Ajo en polvo
  • Sal
  • Pimienta en polvo

Preparación:

1. Escurre el tofu y quita toda su húmedad apretándolo con un trapo de cocina.

También puedes envolverlo en tu trapito y ponerle algo pesado (como una olla) encima y dejarlo así por unos 30 minutos para quitar el exceso de agua.

Este paso es importante para obtener una buena consistencia del tofu. Si quieres hacer tu propio tofu en casa aquí te dejamos un tutorial. 

2. Corta el tofu en cubitos medianos. En una bolsa de plástico pon la maicena, un poco de sal, pimienta y una pizca de ajo en polvo. Mete el tofu en la bolsa y amárrala dejando un poco de aire. Agítala con fuerza, este truco te ayudará a que todos los cubitos estén bien cubiertos del adobo y no se lastimen mucho.

3. En un sartén con abundante aceite caliente, fríe el tofu. Los trocitos deben quedar dorados y crujientes. Sácalos sobre una toalla de papel para quitar el exceso de aceite.

4. Para la salsa, pica el ajo bien finito y fríelo en un sartén con un poco de aceite caliente. Baja el fuego y agrega un chorro de salsa soya, la pasta de tomate o ketchup y el jugo de medio limón. Mezcla todo el tiempo para evitar que la salsa se pegue. Aquí puedes incorporar el ají, si quieres que tu salsa tenga un toque picante.

Finalmente, agrega la miel y las semillas de sésamo. También puedes tostar un poquito el sésamo sin aceite y ponerlo encima de la salsa.

Puedes servir tus cubitos de tofu con la salsa encima y decorar con sésamo y cebollín picado, acompañado de una ensalada o papitas chiquitas al horno.

La otra opción es que mezcles bien el tofu con toda la salsa y comerlo con arroz blanco, aquí también decora el tofu con sésamo y cebollín. 

href="https://muywaso.com/chanchito">
Salir de la versión móvil